domingo, 12 de mayo de 2013

Los famosos también padecen cáncer

 

Una de las primeras formas de aprendizaje que tenemos los humanos es a través de la imitación de modelos o referentes. Los que somos padres vemos que los niños nos ven como alguien a imitar, es increíble como copian nuestros gestos, nuestras actitudes, hasta nuestro modo de hablar. A medida que crecen van apareciendo en su camino otros modelos: profesores, amigos y los ídolos. Estos ídolos pueden ser deportistas, cantantes y otros personajes populares.

Cualquiera de estos "campeones" llevan un halo idealista que los hace especiales, diferentes e incluso me atrevería a decir mágicos, ya que muchos de ellos representan valores que son importantes para nosotros. Así, cuando uno de ellos cae enfermo de cáncer, su forma de afrontar la enfermedad puede repercutir en muchos otros enfermos que puedan sentirse identificados por vivir una situación similar.

Admito que no soy futbolera, pero el ejemplo de Eric Abidal, jugador del FC Barcelona consiguió ponerme la piel de gallina. Ver la ovación del público y de sus compañeros al volver a jugar tras superar un cáncer hepático y un trasplante con la entereza que él ha demostrado fue tremendamente emotiva. Por un lado se encontraba él con su espíritu de superación y por otro lado el reconocimiento a ese esfuerzo por parte de los demás. Un buen ejemplo sin duda.


Podría poner, desgraciadamente, muchos ejemplos de gente famosa que ha pasado por la experiencia de vivir con el cáncer. Algunos de ellos con más fortuna que otros. Como dice un proverbio chino: "No podemos dirigir la dirección del viento, pero sí las velas de nuestro barco". Así, sea cual sea el desenlace final lo verdaderamente importante es la forma en que cada uno de estos personajes públicos dirige su camino, pues ese camino es el que puede ser ejemplar para muchos de los que han pasado, están pasando o pasarán por una situación similar.

Kylie Minogue bien podría ser otro ejemplo. Recibió el pasado día 2 de Mayo un Premio al Valor. Ocho años después de que se le diagnosticara un cáncer de mama, se le entregaba dicho premio. Es un premio anual que se entrega en beneficio de la Investigación del Cáncer de la Mujer FEI. El anuncio de su cáncer de mama hizo que la cantante dejara a un lado el mundo de la canción para recuperarse. Ella llegó a confesar que cuando se lucha contra el cáncer no se puede ser constantemente positiva. Su final ha sido feliz y en la entrega del premio fue muy apoyada por la diseñadora de moda Carolina Herrera, incluso por el cantante Bruno Mars. Kylie confesaba : "Yo soy una gran, gran fan, creo que Bruno es increíble". Kylie Minogue fue humilde, pues tuvo al principio reparos en aceptar el premio por considerar, que en el día a día hay personas con mucho más valor que ella. Al final pensó que la importancia del premio estaba representado en el propio premio y no en ella. Les dejo con su videografía del 25º aniversario de su carrera 1987-2012